LA SITUACIÓN DE LOS SERVICIOS SOCIALES MUNICIPALES EN LA COMUNIDAD AUTÓNOMA DE EUSKADI. Situación actual y propuestas de mejora


INFORME EXTRAORDINARIO DEL ARARTEKO


Vitoria-Gasteiz

La atención del Ararteko sobre los servicios sociales de atención primaria no es nueva. Además del conocimiento y el seguimiento que requiere la respuesta diaria a la ciudadanía, ya en 1999 y 2010 presentó sendos informes extraordinarios al Parlamento Vasco. Desde entonces, sin embargo, se han producido una serie de cambios sociales, políticos y normativos de indudable calado y con un significativo impacto en el Sistema Vasco de Servicios Sociales, en general, y de los servicios sociales municipales en particular:

· Incremento de la pobreza y la exclusión social fruto de la consolidación de la crisis económica,

· Transferencia de la gestión de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI) de los servicios sociales al Servicio Vasco de Empleo Lanbide.

· Aprobación del decreto que define la cartera de prestaciones y servicios del Sistema de Servicios Sociales y del Plan Estratégico de Servicios Sociales, que incorpora, a su vez, el mapa de servicios sociales.

También valorábamos que el refuerzo de los servicios sociales municipales, derivado de su "liberación" de la gestión de la RGI y de la asunción de su papel de puerta de entrada al sistema de servicios sociales no se había producido. Más bien al contrario, parecían continuar siendo el eslabón débil del Sistema Vasco de Servicios Sociales.

Llegados a este punto, la institución del Ararteko se planteó la posibilidad de actualizar el análisis sobre la situación de los servicios sociales de base, ampliado ahora a la totalidad de los servicios sociales municipales, subrayando que lo hace desde la perspectiva de las dificultades para responder a las necesidades y demandas de las personas que lo requieren.

Con esa finalidad y esta perspectiva, este informe ofrece:

· un análisis cuantitativo sobre la oferta de servicios sociales municipales, el personal ocupado en esos servicios y el gasto destinado a su financiación, para conocer la evolución experimentada en los últimos.
· Una valoración cualitativa, relativa a la situación en la que se encuentran los servicios sociales municipales, sus progresos y limitaciones, la financiación, organización, arquitectura institucional, etc.
· Un análisis del modelo de servicios sociales municipales o de atención primaria de otras comunidades autónomas.
· Una serie de conclusiones y recomendaciones para la resolución de las dificultades que se han puesto de manifiesto.

Las recomendaciones, que se dirigen a los 3 niveles de la administración con competencias en el Sistema Vasco de Servicios Sociales y no solo a las instituciones locales, se presentan agrupadas alrededor de ciertas temáticas que presentamos.

Las dos primeras podrían ser consideradas las más genéricas. Una recuerda la necesidad de dotar de contenido a los elementos nucleares de la Ley de Servicios Sociales, más en concreto, al derecho subjetivo a los servicios sociales, al modelo comunitario y al principio de continuidad de la atención. La otra reclama el esfuerzo sostenido en el tiempo para el despliegue total de un sistema de servicios sociales universal más allá de 2020, fecha contemplada en el horizonte temporal del Plan Estratégico aprobado y comprometido por las administraciones.

Un segundo grupo de recomendaciones atiende al trabajo de intervención social en las áreas y departamentos municipales de servicios sociales. Solicita el reconocimiento desde los niveles de responsabilidad política y técnica de la importancia del trabajo social y su incidencia, no solo en el bienestar individual, sino también en la cohesión social y en el caudal económico y cultural.

En este mismo grupo se pone especial énfasis en mejoras que garanticen la atención a la persona en su proceso vital, sin interrupciones o dilaciones, y en el impulso de la participación de las personas y las organizaciones que las representan. Como condición necesaria para ello se apunta a la configuración de equipos multidisciplinares integrados por profesionales competentes y en número suficiente, así como al desarrollo de modelos comunes de intervención, desarrollo articulado sobre una estructura de coordinación que facilite la colaboración, la reflexión, la información y el apoyo técnico a los servicios sociales de atención primaria.

El grupo más numeroso de recomendaciones (7) se refiere a los programas y servicios a desarrollar por los servicios sociales municipales. Prácticamente para todos los servicios recogidos en el catálogo de la ley como de competencia municipal hay una propuesta ¿ayuda a domicilio, intervención socioeducativa y psicosocial, apoyo a personas cuidadoras, atención de día y residencial¿, además de señalar la necesidad de impulsar el trabajo comunitario y preventivo, por una parte, y una reflexión en profundidad sobre el uso de las prestaciones económicas concedidas en sustitución de la provisión directa de servicios.

Las dos recomendaciones formuladas para la mejora de la gestión y la financiación atienden, por una parte, a promover la colaboración intermunicipal para hacer frente a la complejidad inherente al desarrollo de servicios de responsabilidad municipal y ámbito territorial supramunicipal, y por otra, a garantizar la habilitación en los presupuestos municipales de los recursos económicos necesarios para la prestación a la ciudadanía de los servicios sociales de competencia municipal que, no lo olvidemos, son un derecho subjetivo de ésta.

Las recomendaciones sobre el desarrollo normativo y la articulación del sistema tienen la particularidad de referirse a cuestiones especialmente presentes en el Plan Estratégico de Servicios Sociales que se citaba al inicio y que fue aprobado en el transcurso de la elaboración de este informe para el período 2016-2020. No obstante, aun cuando puedan apuntar a objetivos similares o, incluso, proponer la activación de medidas parecidas, esta institución entiende que no son totalmente coincidentes y, por tanto, no carece de sentido su formulación.

En este grupo se recomienda actuar para desarrollar el sistema de información, impulsar las actividades de gestión del conocimiento, mantener debidamente actualizada la cartera de prestaciones y servicios, reforzar los recursos del departamento responsable del desarrollo normativo previsto en la Ley de Servicios Sociales, y reforzar la capacidad de acción de las asociaciones que agrupan y representan a los municipios vascos, de forma que puedan mejorar sus funciones de representación y su capacitación técnica.

En un último grupo se formulan 5 recomendaciones relativas a la cooperación y la coordinación. La primera propone la elaboración de protocolos o acuerdos de colaboración, además de un mecanismo eficaz para dirimir los desacuerdos entre la atención primaria y la atención secundaria. Otras 3 se dictan para la mejora en la coordinación con los sistemas de garantía de ingresos, sanidad y educación, espacios con los que se comparten actuaciones desarrolladas en clave de integralidad. La última recomendación de este grupo se refiere al tercer sector y apela, básicamente, a los compromisos asumidos en la Ley del Tercer Sector recientemente aprobada.


Vitoria-Gasteiz, 14 de diciembre de 2016

 
DOCUMENTOS RELACIONADOS
Informes extraordinarios
La situación de los servicios sociales municipales en la Comunidad Autónoma de Euskadi. Situación actual y propuestas de mejora La situación de los servicios sociales municipales en la Comunidad Autónoma de Euskadi. Situación actual y propuestas de mejora
RSS
Bikaintasunarekin konpromisoa - Compromiso con la excelencia
sello accesibilidad   sello accesibilidad